¿Está afectando el plan de desescalada por zonas a la recuperación del mercado inmobiliario?

El pasado 4 de mayo se implantó en nuestro país un plan de desescalada por zonas. La iniciativa tiene por objetivo recuperar progresivamente la normalidad previa al estallido de la crisis del coronavirus, aunque ha traído consigo un mapa de España asimétrico. El mismo lo componen un conjunto de áreas que han ido avanzando paulatinamente y ya se encuentran en la tercera y última fase, así como otro grupo de localidades que, contrariamente, se han mantenido más rezagadas y aún están en la segunda. Muchos se preguntan qué efectos tendrá el plan de desescalada en el sector inmobiliario.

plan de desescalada sector inmobiliario
Esta evolución no ha pasado inadvertida para el mercado inmobiliario que, muy dependiente de la movilidad de los clientes y de la posibilidad de que estos puedan visitar físicamente los inmuebles que desean comprar, está notando desigualdades entre las zonas que se encuentran en las fases más avanzadas y aquellas que se han mantenido durante más tiempo en las fases iniciales. ¿Cuáles son estas diferencias y cómo van a influir el plan de desescalada en la recuperación del mercado inmobiliario de nuestro país en el largo plazo?

El sector ha recuperado el “optimismo” gracias a la demanda embalsada y a los inversores que buscan buenas oportunidades. La impresión es que se está recuperando el tiempo perdido
La puesta en marcha del plan de desescalada ha facilitado que el sector inmobiliario esté retomando “poco a poco” la actividad, “con distintas velocidades en función del tipo de vivienda, ubicación y de si se trata de un inmueble en venta o en alquiler”. Así lo manifiesta Toni Expósito, director general de Comprarcasa, que asegura que el sentimiento actual entre las empresas de intermediación es de “creciente optimismo”.

Esta percepción es semejante a la de José Luis Jimeno, director general de Notegés Consulting, quien confirma que se está recuperando el tiempo perdido durante el confinamiento. En este sentido, este especialista explica que entre el 16 de marzo y el 4 de mayo sus asociados registraron una venta cada dos horas y 45 minutos, mientras que desde entonces “estamos avanzando terreno, con una venta cada 53 minutos”.

Por su parte, Jesús Duque, vicepresidente de Alfa Inmobiliaria, constata que existe una “importante” demanda embalsada, “al haber estado parado el mercado durante casi tres meses”. Es por ello, subraya, que las compraventas están empezando a coger velocidad, a la vez que se está produciendo un “movimiento notable” en la búsqueda de inmuebles para alquilar. Asimismo, Enric Jimenez, fundador de Property Buyers by SomRIE, reconoce que en las últimas semanas ha aparecido “un importante número de inversores, que están en alerta ante cualquier oportunidad”. De ahí que estime que “poco después de final del verano” tendrá lugar “la práctica recuperación total del sector”.

Las desigualdades del plan de desescalada en el sector inmobiliario en función de la región hacen que cada cambio de fase implica un repunte de la actividad cercano al 15%
Con todo, los expertos del sector han observado diferencias de comportamiento en el mercado inmobiliario de cada provincia. Al respecto, Duque asegura que cada vez que una determinada zona geográfica entra en una nueva fase “simultáneamente se produce un repunte de la actividad inmobiliaria cercano al 15%”. “Aún no podemos decir que las ventas se han disparado en las áreas que se encuentran en la fase tres, pero sí que existe un mayor movimiento que en las que todavía permanecen en la fase dos”, agrega.

Fuente y artículo completo: pisos.com

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email